Mi primera vez con la NFL

Nunca me he considerado una experta en los deportes, ¡pero cómo los disfruto! Hasta ahora solo había sido presa del futbol soccer, particularmente de los Pumas y del Barça.

Alguna vez también seguí el básquetbol, cuando Michael Jordan y el Dream Team estaban en escena… ¡quién no recuerda esa época! Sin embargo, en el año 2011, fui víctima de un deporte totalmente distinto: el futbol americano.

Conceptos básicos

De entrada, no es un espectáculo que uno se siente a ver y ya está, porque de hacerlo así, uno no entiende nada. En mi caso, tuve a mi lado a un buen amigo que me explicó las reglas y, sobre todo, me hizo ver que se trata de un juego de mucha estrategia y corazón.

A lo largo de aquella temporada, fui observando a algunos equipos y jugadores, y antes de los playoffs, yo tenía que tener un equipo.

Confieso que hubo varios que llamaron mi atención, como el uniforme de los Bengalíes de Cincinnati o las Panteras de Carolina, también la historia y jugadores de los Bills de Búfalo me causaron curiosidad. Pero algo que sí descarté desde el principio fue apoyar a los equipos famosos y ahí caben casi todos: Dallas, San Francisco, Pittsburgh, Miami, Patriotas, Raiders… el que me digan. No, esos definitivamente no, sencillamente porque me gusta “salirme de la fila” y ponerme retos difíciles.

Entonces, por mis ojos se cruzaron los Santos de Nueva Orleans que, con su quarterback Drew Brees y su coach Sean Payton, fueron toda una gala de estrategias. Incluso, el corredor Darren Sproles fue mi máximo al meterse por cada hueco y, dado su tamaño, lo hacía sin problemas. Sí, quizá los Santos podría haber sido mi equipo, pero –como cuando se cruza el amor a primera vista– aparecieron los Cuervos de Baltimore.

Ray Lewis

El primer partido que vi de ellos fue contra los Jets de Nueva York y con la intercepción que hicieron (que, por cierto, veo que es su especialidad) se llevaron el partido. Creo que ahí empezó esta relación. La altura de Joe Flacco, sumada a sus imprecisiones, me conquistó. La defensa encabezada por el legendario Ray Lewis (nadie impone más que él) y las atrapadas de Ray Rice y Anquan Boldin captaron totalmente mi atención. Sin aún decidirme a dar el “sí”, los cuervos fueron escalando en la tabla, se colaron a los playoffs y entonces no tuve más excusa: me había convertido en una fan.

En el partido donde se jugaron el campeonato de la Conferencia Americana se dijo todo. Muchos me advirtieron que ni me hiciera ilusiones de ver a mis Cuervos llegar al Super Bowl, incluso, más de uno cuestionó mi decisión de entregarme al equipo de Baltimore y al final me dijeron el famoso ‘te lo dije’.

Joe Flacco

Efectivamente, los Cuervos tuvieron todo para llegar al Super Tazón, el partido lo tenían servido a la mesa. No tengo ni que describirles como quedaron mis nervios después de los últimos cinco minutos del partido. Un balón que se escapa de las manos y una patada mal ejecutada derribaron todo y nos envió de regreso a casa. Muchos dirán: “¡qué mala elección la tuya”, pero no lo creo, sencillamente así son los deportes y a veces se alcanza la gloria y otras se tiene que entrenar mucho más… como la vida misma.

Entonces, ¿porqué elegí a Baltimore? Porque me sentí identificada, es un equipo que jugó como yo lo hago en la vida. Es un equipo desordenado, pero con corazón, que tiene desarrollada una gran defensiva, pero le falta precisión al atacar. La desconcentración de Flacco es una de sus debilidades, pero cuando se lo propone demuestra de qué están hechos sus casi dos metros de altura. Flacco es un tipo con personalidad, a veces con cara de pocos amigos, y otras, solo te dan ganas de decirle ‘gracias, cabrón, eres a toda madre’… y sí, esa soy yo.

Escudo de los Ravens

Quizá ese año no llegamos al Super Bowl, pero quedé convencida de que nos falta muy poco para conseguirlo, así que no queda más que seguir entrenando. Y no me equivoqué, pues al siguiente año, los Cuervos fueron coronados campeones.

Por cierto, esta temporada: la de 2015, fue desastrosa para los Cuervos, pero incluso en el escenario más adverso la magia sigue sucediendo; si no me creen, vean este video en el siguiente enlace: http://snpy.tv/1PXj9hM.

Para viajar ligero…

Si quieres iniciarte en la NFL no hay mejor sitio que el oficial. Está muy completo, lleno de estadísticas, nombres, divisiones, clasificaciones, noticias, etcétera. Además, si tu jefe te cacha visitando la página le puedes decir que estás revisando las estadísticas de un estado financiero… se ven igualitos (lo digo por experiencia).

* Este texto se lo dedico a mis buenos amigos @CarlitosE y @Cecisoccer, quienes comparten conmigo su pasión por los deportes y su sabiduría al respecto.

Estadios

alitaparavolar View All →

Buscadora de tesoros y coleccionista de historias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Viajando con Ciencia

Ideas para hacer turismo de una forma diferente

neurociencia neurocultura

Una fusión de saberes, la piedra rosetta entre la ciencia y las humanidades.

Culturalia

Un Blog sobre la literatura, el teatro, el cine, la televisión, la historia...

A %d blogueros les gusta esto: